Noticias

Junio - 2017
Mercado orgánico se abre a los productores
Un cambio en los procesos de producción y la mentalidad sostenible es la oportunidad para conquistar a los mercados élite.

La mentalidad verde que está creciendo entre los consumidores, ha permitido que la  agricultura orgánica se convierta en una puerta para los agricultores que deseen romper barreras y entrar a nuevos mercados.

Europa es solo uno de los nichos que reciben productos orgánicos, sobre todo frutas, vegetales y cultivos sobresalientes como el café. El sector agropecuario  de Centroamérica es parte de un negocio que en el mundo genera US$62,800 millones cada año, pero los entendidos en el tema sugieren que a nivel local prevalece la necesidad de  reinventarse y actualizarse en técnicas y tecnologías.

La oportunidad

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el continente europeo, además de ser uno de los principales consumidores, es al mismo tiempo un importante productor de orgánicos, aunque también se ve en la necesidad de importar productos que ya no cultiva. Es así que las oportunidades de importación que se tienen apuntan a productos como ajonjolí, miel y semilla de marañón. Esta última es la que más se ha explotado en la región, en especial en Honduras, Nicaragua y El Salvador, de acuerdo con el Organismo Promotor de Exportaciones e Inversiones de El Salvador (Proesa).

El mercado global de marañón reporta una producción aproximada de 1 millón de toneladas métricas, según el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura; en el último cuarto de siglo, la producción mundial se ha duplicado y la demanda se ha incrementado, por lo que se le considera como un fenómeno reciente.

A pesar de que representa un porcentaje mínimo en comparación de todo el mercado, el consumo mundial de la semilla está creciendo a un ritmo que va del 10 al 15 % año con año; la mayor demanda procedente de Europa, Norte América y otros países. 

Pero la solicitud de orgánicos no solo es para el consumo de la población,  pues en Asia hay una tendencia creciente en el mercado de los cosméticos orgánico, que buscan como materias primas cultivos de microalgas así como hierbas, frutas, verduras y semillas, entre otras. Toda esta gama de oportunidades está obligando a los productores locales a cambiar sus hábitos de cultivo y diversificarse para crecer, sin dejar de lado la demanda interna de cada país.

Junio, 2017.

Bloques novedades